Víctor Manuelle: “Gilberto Santa Rosa fue quien me descubrió en el 1988”

Isabela –  Víctor Manuelle ha sido nominado en dos categorías para los Latin Grammy (Mejor álbum de salsa, por su reciente lanzamiento “25/7”, y Mejor canción tropical, por el tema “Quiero tiempo”, junto a Juan Luis Guerra, sencillo fue compuesto por ambos artistas).

Sentado en un banco de la plaza, Víctor Manuel Ruiz Velázquez, nombre de pila, recordó sus inicios como cantante, reflexionó sobre la evolución de su carrera y contó sobre los nuevos talentos en el género de la salsa.

“Es una etapa muy linda porque creo que estoy en la madurez, donde me disfruto lo que hago. Muchas de las cosas que me pasaron durante mis éxitos de los años 1990 y 2000, cuando estaba en pleno apogeo, no me los disfruté al máximo. Ahora, mi vida está en una estabilidad increíble, aseguró el artista durante una entrevista en su pueblo natal, Isabela.

“Gilberto Santa Rosa fue quien me descubrió en el 1988, cuando fue a tocar a un ‘senior prom’ de una escuela de Isabela, que se celebró en Aguadilla. Allí mis amigos le dijeron que yo cantaba, y me invitó a sonear junto a él”, sostuvo.

Santa Rosa quedó impresionado del talento del joven, y ese mismo año lo recomendó para que diera sus primeros pasos con Don Perignon y su orquesta, y más tarde, como corista de Tito Allen, Domingo Quiñones, Rey Ruiz, Pupy Santiago y Cheo Feliciano, entre otros. Ahí comenzó su carrera profesional, pero como corista.

En ese momento, Víctor Manuelle trabajaba en una fábrica de zapatos en Quebradillas y de noche, en la música. “Se me hacía difícil, viajaba a San Juan de noche y regresaba a Isabela. En un momento dado, casi tengo un accidente. Fue ahí cuando mi papá (Víctor Manuel Ruiz, QEPD) me dijo: -Parece que a ti te va a ir bien en la música, prefiero que dejes el trabajo de día, y te dediques a la música. Si yo te pude mantener por 24 años, que te mantenga par de añitos más, en lo que a ti te va bien en la música, es lo mejor-. Ahí fue cuando pude dedicarme de lleno a este trabajo”.

Constante evolución

En estos 25 años de carrera profesional Víctor Manuelle ha vivido varias generaciones de salsa. “Cogí un poquito de la última época de los 80. Mi carrera comenzó, en plenos mediados de los 90 a 2000. A través de estos años, mi salsa ha ido evolucionando. Ha sido necesario para seguir los gustos de una generación que, probablemente, no entiende el género de la salsa como lo entiendo yo”, indicó.

Según el salsero, sus hijas adolescentes fueron el termómetro para darse cuenta de lo necesario que era mantenerse en evolución. “Un día, en mi auto, puse mi música favorita, la salsa de los 70 y de los 80, y una de mis hijas me dijo: ‘Hay papi, quítate esa música que eso es de viejo’. “Sentí que tenía que refrescar lo que yo estaba haciendo”, aceptó.

Para atraer a las nuevas generaciones, Víctor Manuelle comenzó a hacer un sinnúmero de colaboraciones con artistas urbanos. “Sí, pero con la particularidad que yo los he puesto a cantar salsa a ellos”, expuso. Es así como trajo a cantar a Jowell y Randy, a Don Omar, Tego Calderón, y en su última producción “25/7”, a Bad Bunny, Farruko y Yandel.

Nuevas generaciones

Víctor Manuelle reconoció que hay nuevos talentos de salseros, que tienen que tomar las riendas con unos nuevos sonidos. “Tengo mucha fe en ellos. Entre éstos están Willito Otero, NG2, N’clave, Pete Perignon y su Orquesta, y otros. Está Yadiel, que canta espectacular”.

Añadió que muchos no tienen la exposición que necesitan. “La salsa no está teniendo la misma exposición que tiene la música urbana. No tienen muchas emisoras donde sonar. Creo que esto es cíclico, pasó con la salsa en los 80, luego retomó vida otra vez en los 90. Yo creo que hay que darle la oportunidad a esos jóvenes, creo que la salsa va a estar en buenas manos”, pronosticó.

Fuente: PrimeraHora

 

You May Also Like